Destacados

ver más
BOLETIN INFORMATIVO - CIRCULAR Nº 13 CADPUPOR Escuela Adventista de Puerto Montt
003/12/2018

Información de las ultimas actividades el presente año académico 2018

Planes de Seguridad Escolar e InclusiónPOR Escuela Adventista de Puerto Montt
PROTOCOLO SALIDAS PEDAGÓGICASPOR Escuela Adventista de Puerto Montt
Informativo - Circular CADPU Nº 11 y 12POR Escuela Adventista de Puerto Montt
BOLETIN INFORMATIVO Y OTROS DOCUMENTOSPOR Escuela Adventista de Puerto Montt

Vídeos

ver más

Acceso a WebClass

SISTEMA ADMINISTRACIÓN ESCOLAR

Matrículas Abiertas

Plan Lector

BLOG PORTAL

Lectura Bíblica: Josué 7

Extraña derrota en Hai

1 Pero los israelitas pecaron en las cosas condenadas a la destrucción; porque Acán hijo de Carmi, hijo de Zabdi, hijo de Zera, de la tribu de Judá, tomó algunas cosas. Y el enojo del Señor se encendió contra los israelitas. 2 Josué envió hombres desde Jericó a Hai, que estaba junto a Bet Avén, al oriente de Betel, y les dijo: “Subid y reconoced la tierra”. Y ellos fueron y reconocieron Hai. 3 Al volver a Josué le dijeron: “No suba todo el pueblo, sino unos dos o tres mil hombres, y tomarán Hai. No fatigues a todo el pueblo, porque allí son pocos”. 4 Y subieron del pueblo como tres mil hombres. Pero huyeron ante los de Hai. 5 Los de Hai hirieron a unos treinta y seis hombres. Y los siguieron desde la puerta hasta Sebarim y los derrotaron en la bajada. Y el corazón del pueblo se disolvió como el agua.

Oración de Josué

6 Entonces Josué rasgó su vestido y se postró en tierra sobre su rostro ante el arca del Señor hasta la tarde, él y los ancianos de Israel. Y echaron polvo sobre sus cabezas. 7 Y Josué dijo: “¡Dios! ¡Señor! ¿Por qué hiciste pasar a este pueblo el Jordán, para entregarnos en manos de los amorreos, para que nos destruyan? ¡Ojalá hubiéramos quedado del otro lado del Jordán! 8 “¡Ay, Señor! ¿Qué diré, ahora que Israel ha vuelto la espalda ante sus enemigos? 9 “Los cananeos y todos los habitantes de la tierra oirán, nos cercarán y raerán nuestro nombre de sobre la tierra. Entonces, ¿qué harás tú a tu gran nombre?”

Pecado y castigo de Acán

10 El Señor respondió: “Levántate, ¿por qué te postras así sobre tu rostro? 11 “Israel ha pecado. Han quebrado mi pacto que les había mandado. Han tomado de las cosas condenadas, han hurtado, han mentido y aun las han escondido entre sus enseres. 12 “Por eso los israelitas no podrán enfrentar a sus enemigos, sino que ante ellos volverán la espalda, por cuanto han venido a ser condenados. Ni estaré más con vosotros si no destruís de vuestro medio las cosas robadas. 13 “Levántate, santifica al pueblo, y diles: ‘Santificaos para mañana, porque el Señor Dios de Israel dice así: “Cosas condenadas hay en medio de ti, Israel. No podrás hacer frente a tus enemigos hasta que quites de tu medio las cosas condenadas”. 14 “ ‘Mañana os acercaréis por tribu. La tribu que el Señor tome se acercará por sus familias. La familia que él tome se acercará por los varones. 15 “ ‘Y el que sea encontrado con cosas condenadas será quemado él y todo lo que tiene, por cuanto quebrantó el pacto del Señor y cometió locura en Israel’ ”. 16 Josué, pues, se levantó de mañana y mandó a Israel que se presentara por sus tribus. Y fue tomada la tribu de Judá. 17 Llamó a la tribu de Judá, y fue tomada la familia de Zera. Se acercó la familia de Zera por los varones, y fue tomado Zabdi. 18 Se acercó su casa por los varones, y fue tomado Acán hijo de Carmi, hijo de Zabdi, hijo de Zera, de la tribu de Judá. 19 Entonces Josué dijo a Acán: “Hijo mío, da gloria al Señor, el Dios de Israel. Tribútale alabanza y declárame, te ruego, qué has hecho. No lo encubras”. 20 Acán respondió a Josué: “Es verdad, he pecado contra el Señor Dios de Israel. Esto es lo que hice. 21 “Vi entre los despojos un manto babilónico muy bueno, doscientos siclos de plata (2,2 kg) y un lingote de oro de cincuenta siclos (550 g), que codicié y tomé. Y los escondí bajo tierra en medio de mi tienda, y la plata debajo”. 22 Entonces Josué envió mensajeros, que fueron corriendo a la tienda. Y ahí hallaron todo escondido y la plata debajo. 23 Lo tomaron de la tienda, y lo trajeron a Josué y a todos los israelitas, y lo pusieron ante el Señor. 24 Entonces Josué y todo Israel tomaron a Acán hijo de Zera, el dinero, el manto y el lingote de oro, sus hijos e hijas, sus bueyes, asnos y ovejas, su tienda y todo lo que tenía, y los llevaron al valle de Acor. 25 Y dijo Josué: “¿Por qué nos turbaste? Túrbete el Señor en este día”. Y todos los israelitas los apedrearon y quemaron. 26 Y levantaron sobre él un gran montón de piedras, que permanece hasta hoy. Entonces el Señor se volvió de su enojo. Por eso ese lugar fue llamado Valle de Acor (Desgracia).

Banners

Abril de 2019

 

Volver

DomLunMarMieJueVieSab
31123456
78910111213
14151617181920
21222324252627
2829301234